agencia de NOTICIASLITERARIAS

New York, NY. EE.UU. Año 6 -

NOTICIAS LITERARIAS

 

Principal

 Agenda

 Noticias
 Cultura
 MásBiografías
 Mutimedios-Prensa
 Reseña de libros

 Entrevistas

 Opinión
 Artículos Literarios
 Relatos y Cuentos

 Reportajes

 Historia día a día
a

Especiales

 Libros Digitales
 Curiosidades
 Libros Recibidos
 Agentes Literarios
 Editoriales

 Concursos literarios

 Enlaces
 Clasificados
a

Servicios

 Correo recibido
 Suscripción
 Quienes somos
a

                                                                                                  06/13/2006

El desastre de una Fortaleza:

los lectores tienen la palabra

 

Esta vez son los lectores que protestan contra Dan Brown y no los fervientes y enfermizos religiosos de la Iglesia quien arremete contra las “herejías” religiosas en El código Da Vinci. Son miles de lectores españoles que protestan indignados por las imprecisiones, errores históricos y culturales que aparecen en la lectura del libro “Fortaleza digital”, una de las obras de Brown que reciente ha salido en español. Los lectores alegan y discuten que las imprecisiones son producto de la ignorancia y el desconocimiento de una cultura que desprecia y no a licencias que se dan los escritores. 

 

Las protestas se han hecho sentir a través de los blogs y sitios de Internet donde aparecen las notas y los reclamos al escritor. Esta modalidad de protestar contra los escritores abre un nuevo camino en la comunicación lector-escritor que antes solo era a través de los críticos y los comentaristas de libros. Airadas cartas que a veces son cómicas y otras que reflejan su verdadero sentimiento y conocimiento hacen sentir que el escritor es vulnerable frente a lectores que exigen cada día más a sus escritores.

    

==================

 

"El poder digital en una sola mano", por Moratín.

Texto completo en: 

http://www.ciao.es/La_fortaleza_digital_Dan_Brown__Opinion_1101579

 

     La trama, de por sí, es más floja que las versiones de anteriores libros. Es simplona y más bien poco real, ya que es o se refiere a algo muy narrado en literatura y básico: el chantaje de un hacker, que [...] hace poner en jaque mate a todo el sistema norteamericano de seguridad [...] todo ello mezclado con una narración de una Sevilla inexistente, sólo en la imaginación de este novelista, ya que habla de gentes que visten de negro y las mujeres se tapan la cabeza con velos negros, los guardia civiles sucios y estúpidos, los hospitales llenos de basuras... Y lo que más gracia me ha hecho ha sido la Giralda que narra con tal conocimiento [...] Habla de una escalera en caracol que sube hasta el campanario y a los lados nada: el vacío. Se equivoca de nuevo. No existe el vacío, ya que el hecho es que la Giralda no tiene escaleras, sino 35 rampas suficientemente anchas para permitir que el sultán que la construyo, hace 900 años, subiera por ellas montado a caballo para ver la bella estampa que se divisa desde arriba [...] Para mí, hubiera obviado lo de Sevilla o las ocurrencias tan sui generis que este autor relata y que están en la irrealidad folklórica. Es como si fuésemos a New York y preguntásemos donde vive Popeye o Billy el Niño, algo parecido.

 

==================

 

"Si transcurriera en la ciudad X del país Y"..., por Renzo Macuti.

Texto completo en:

http://www.ciao.es/La_fortaleza_digital_Dan_Brown__Opinion_1107048 

 

     Si transcurriera en la ciudad X del país Y no habría armado tanto revuelo. Mala pata ha tenido el gañán de que X sea Sevilla y no Lisboa, por ejemplo...

     En el prólogo, por lo menos en la edición que me regalaron, explica que le encanta Sevilla, que pasó un año allí de estudiante y tal y cual, pero que por motivos narrativos ha exaltado virtudes y defectos. Al leerlo te das cuenta de que ha exaltado bastantes más defectos que virtudes y tienes que tomártelo con humor. Cae en el cliché de la España de toros y sevillanas como podemos caer nosotros en el de que todos los americanos son unos gordos ignorantes manipulados por Bush. 

     Se parece en la estructura a los anteriores: el libro transcurre a contrarreloj, chico y chica guapos, inteligentes e íntegros deben resolver la trama, según avanza el libro se sospecha de uno u otro con giros inesperados. Hay un asesino solitario encargado de ir eliminando personajes. Divide el libro en capítulos de unas 2 páginas que fomentan una lectura rápida y un regusto a pre-guión de película...

     Predecible hasta el punto de que al comienzo de la trama yo descubrí un anagrama bastante obvio que me desveló medio final y cuando lo descubren los protagonistas (acabando el libro) como algo que ha estado ahí delante de nuestras narices, no me sorprendió lo más mínimo. El código secreto del final del libro también lo adiviné un par de páginas antes que los protas. Y la clave del ascensor. Y eso que ellos son super-criptógrafos guapetones con piso propio.

 

==================

 

"Había que correrlos a gorrazos", por Cokito 

Texto completo en:

 http://www.ciao.es/La_fortaleza_digital_Dan_Brown__Opinion_1090955

 

    Este escritor --perdón a todos aquellos grandes escritores que se estarán revolviendo en sus tumbas-- no hace honor a la verdad en sus obras (yo no se qué se fumara el hombre éste). 

     Con la excusa de vender y engrandecer su cuenta bancaria, se permite el lujo de escribir lo que le sale del ... sin haberse informado previamente, que una cosa es libertad de expresión y otra faltar al respeto a un país, una ciudad y un pueblo. Lo peor es que hay mucho gañán que le compra el libro y, aún peor, que se cree todas las barrabasadas que el panoli éste elucubra.

     El domingo 29 de enero, en El Diario de Sevilla, salió una noticia referente a su último "libro", La fortaleza digital, ambientado en Sevilla y donde se hace una apología del espionaje en Internet como una forma de protegerse del terrorismo. Hasta aquí todo puede parecer "normal" (si pensamos con la mentalidad de un yanqui), pero el verdadero problema es como enseña Sevilla al mundo, veamos:

     * Pág. 101: "En la pared (se refiere a una clínica de salud pública, que son chungas, pero no hasta este extremo), una cesta de baloncesto colgaba flácida de su tablero. Diseminados por el suelo, había unas cuantas docenas de pacientes sobre catres". 

     Claaaro, y a los médicos les toca el título por sorteo. El tonto del pueblo es neurocirujano y en vez de hilo de suturar, usamos grapas del doce. Más le vale al Dan este no tener que ir por urgencias en Sevilla, porque le cosen el culo a la boca.

     * Pág. 127: "Se preguntó si debía patearse el barrio de Triana, donde los camellos campeaban por sus fueros".

     ¿Y lo que dice de los españoles?

     * Pág. 172: "El zumo de arándano era una bebida popular en España".

     ¿¿Alguna vez habéis tomado zumo de arándanos en un bar?? Este tío está muy mal. Mira chavalote, zumo de cebada fresquito o calimotxo, Juanito Caminante con cola o Cien Gaiteros...

     * Pág. 337: "¡La comunión! Los malditos españoles comulgaban al principio de la misa!" 

     ¡Cacho perro el moñas este! ¿¿Los malditos españoles?? ¿Comulgar al principio de la misa? ¿Tú no serás tonto de capirote, no?? ¿Y que me decís de la ignorancia en la información? Que yo no es que sea el Escribá de Balaguer precisamente, pero hasta yo sé que no se comulga al principio, ¡abrazafarolas!

     * Pág.92 : "Becket se dirigió a la calurosa explanada de baldosas de la Plaza de España. Ante él, el ayuntamiento se alzaba entre los árboles".

     Que sí, que sí, tonto del todo. Pero si el Ayuntamiento está a 15 minutos andando de la Plaza de España. Dan, colega, que un callejero de Sevilla lo encuentras en Internet... ¡gratis!

     * Pág.. 357 : "Los escalones eran sumamente empinados (se refiere a la Giralda). Más de un turista había muerto aquí. Esto no era Estados Unidos (menos mal). Las señales de advertencia y los pasamanos brillaban por su ausencia. Tampoco había a quien pedir responsabilidades. Esto era España".

     Bueno, esto último es para examen. Vayamos por partes, como diría Jack el destripador:

     ¡¡Escalones en la Giralda!! (Nota histórica aclarativa: La torre estaba unida al Alcázar por un lienzo de muralla porque cumplía misiones defensivas. De ahí que tenga rampas en vez de escalones: para poder subir a caballo). No digo más...

     ¿Qué han muerto turistas? Sí, claro. Eso sería que iban leyendo una de tus novelas chorras y se pegaron un guarrazo. En Ángeles y Demonios (otro churro del mismo pavo) no se muere un tío que se cae de un helicóptero a miles de metros sobre el mar, ¿se va a morir alguien por subir rampas? ¿Qué pasa? ¿No los dejaban descansar e iba un tío detrás corriéndolos a latigazos? Claro que si era uno de esos yanquis cebaos de comer en el McDonalds, eso se llama infarto.

     ¿Pasamanos? ¿Con un Black&Decker vas a hacer un agujero en un monumento patrimonio de la humanidad? (Este votó a Bush, fijo). 

     ¿Pedir responsabilidades? ¿Esto era España? Vamos a ver, ¿cómo quieres que haya policías, si estaban tomando zumo de arándanos con un pitillo de la risa que habían pillao en Triana..? ¿Te vas a meter con España, Neandertal con boli? Con España sólo nos metemos los españoles. Pero si vosotros no sabéis ni quién descubrió vuestro continente. Un inútil de un pueblo de inútiles, donde los policías tienen talla XXL de tomar donuts, y sólo queman grasa cuando apalean a un negro o le meten un tiro a alguien. Vamos, hombre... Donde bombardear países es el deporte nacional más visto en la tele.

     Ruego que todos los que se sientan españoles o similar, por lo menos a los que tengan alguna afinidad por Sevilla, amantes de la verdad, que no compren el conjunto de chorradas éste. No podemos consentir que este impresentable se compre una mansión con mentiras y falacias sobre nuestro país y sobre una ciudad tan hermosa como Sevilla.

     Ya sabéis, vivez la resistance!!

 

==================

 

"¿Qué le hemos hecho a Dan Brown?", por Olatz Arrieta.

Texto completo en: 

http://www.elmundo.es/suplementos/cronica/2005/514/1124575204.html

     Quienes conocen el contenido de la próxima novela con la que Dan Brown pretende reventar de nuevo las listas de ventas no dejan de hacerse una pregunta: ¿Qué le ha hecho España al archimillonario autor de El código Da Vinci?

     Fortaleza Digital está llamada a herir sensibilidades. Es el único título del "cocinero" de best-seller que se desarrolla, en parte, en España, y la imagen que proyecta del país no puede ser más negativa: un Estado corrupto, donde reina la ineficacia, atrasado tecnológicamente, con un sistema sanitario más que deficiente... En definitiva, una estampa totalmente tercermundista.

     El protagonista, Becker, visita un hospital sevillano. Pues bien, el centro sanitario, escribe Dan Brown, huele a orina, una mujer sangra en un rincón, una pareja llora en otro... Lean como describe una habitación hospitalaria: «La puerta de su izquierda estaba ligeramente entreabierta y él la empujó. Estaba vacío, excepto una vieja marchita, desnuda en un catre, esforzándose con su orinal de cama». 

     Visitar el monumento más emblemático de Sevilla, La Giralda, se lee en Fortaleza Digital, equivale a jugarse la vida. «Las escaleras eran empinadas, aquí habían muerto turistas. Esto no era América, no había señalizaciones de seguridad, ni pasamanos, ni avisos sobre polizas de seguros. Esto era España». Y ni siquiera las cabinas telefónicas gozan de la aprobación del personaje de Dan Brown. «Conseguir una conexión internacional desde España era como una ruleta, todo depende del momento y de la suerte».

     «¿Ha estado Dan Brown alguna vez en España?», se pregunta un internauta tras leer Fortaleza Digital. En la biografía oficial del escritor se afirma que su esposa, Blythe, historiadora de Arte, lo acompaña en sus frecuentes viajes por el mundo para investigar sobre los temas de sus libros. A través de su agente literario en EEUU, Dan Brown, alegando que está muy ocupado escribiendo su siguiente éxito, no ha querido responder a CRONICA sobre si alguna vez ha puesto un pie en España.

 

==================

 

"Fortaleza no tan inexpugnable", por Joselisto.

Texto completo en: 

http://www.ciao.es/La_fortaleza_digital_Dan_Brown__Opinion_980991

 

     Dan Brown estuvo una temporada en Sevilla viviendo, y quizás por eso ambientó la acción del protagonista masculino en Sevilla; pero algo quizá no le fue bien por las tierras hispalenses, porque las cosas que dice de Sevilla y de los españoles... 

     Parece ser que van de riguroso negro a misa, donde comulgan al principio de la ceremonia. Se queja de que no hay pasamanos en la torre de la Giralda, como diciendo que no esperemos este tipo de facilidades en edificios o instalaciones españolas (pero dice que bajaba los escalones de tres en tres y, corregidme si me equivoco, pero me parece que no hay escalones, sino que es una continua rampa). 

     Parece ser, además, que Sevilla está invadido de punkis anglosajones (este hombre confunde la Feria de Abril con un concierto de los Sex Pistols) y que como te pongas enfermo en España, aunque sea de un catarro, te quedan horas de vida por lo penosos que son los centros de salud y precarios los medios en España. 

     Esto es lo que menos me ha gustado del libro: la imprecisión de los datos reales; yo creo que a algunos estadounidenses les gusta leer esto, porque rajar de otros países les hace sentirse un poco más aliviados y orgullosos de ser norteamericanos.

 

 


 © 2006 por NoticiasLiterarias.com

Reservados todos los derechos 

Diseño Gráfico: Grafisoft Digital