agencia de NOTICIAS LITERA

  New York, NY. EE.UU. Año 6 -

 

 

 

  ARTÍCULOS LITERARIOS

La Poesía de Marco Fidel Cháves

Por Fabio Martínez

 

 

Marco Fidel Cháves

En los años setenta usaba unas gafas oscuras, de invidente, al estilo de Dizzy Gillespie, el famoso trompetista de jazz. Pero a deferencia de Dizzy, la música de Marco Fidel Cháves estaba en su poesía.

 

Cháves nació en Puerto Tejada, un pueblo olvidado del sur de Colombia, que en los últimos años ha tenido más alcaldes que vecinos.

Desde su juventud, tuvo una sólida formación cultural. Como la mayoría de intelectuales que ha dado esta olvidada población del país, ha sido un apasionado por la filosofía alemana.

 

¿Por qué a los intelectuales de Puerto Tejada y Santander de Quilichao siempre les ha atraído el pensamiento germánico?

 

El académico Augusto Díaz fue un especialista de Walter Benjamín, y su pasión por su pensamiento fue tan grande, que en un momento de su vida llegó a importar al trópico -si es que se puede- el pensamiento alemán.

 

No sé qué relación secreta pueda existir entre el río Cauca y el Rin, lo cierto es que el poeta Marco Fidel Cháves se nutrió de Hegel, Nietzsche y Heidegger. 

 

Cuando vivió en Bogotá, fue amigo personal del intelectual boyaco-alemán, Rafael Gutiérrez Girardot, que siguiendo la tradición ensayística legada por Baldomero Sanín Cano, nos dejó una docena de libros, publicados por las más prestigiosas editoriales del mundo hispanoamericano.

 

Egresado en Ciencias Políticas de la Universidad Externado de Colombia, a su regreso a Cali, Cháves tuvo que atemperar el pensamiento teutón, en estas tierras caniculares o tierra de canes, más dadas al jolgorio y al himeneo.

 

De esa época es famoso su anti-réquiem por Marilyn Monroe :

 

« Electrónica gata llena de pecas como islas sonoras,

yo amaba solamente tus caderas lejanas como

tundras,

la abstracta soledad de tus cabellos de pantera ».

 

Vinculado a la Universidad Santiago Cali, el poeta empezó a frecuentar la fuente de soda Imperio, que presidían Aníbal Arias, Alberto Rodríguez, el nadaísta de Cartago, y Armando Holguín.

 

Holguín, hoy Marqués de Pampalinda, ha sido uno de los principales animadores de una de las poesías más sólidas y coherentes que ha dado Colombia.

 

Marco Fidel Cháves tiene un único libro titulado Batallas con la luz, que está compuesto por Oscuro meridiano, Edipo Negro y Tiresias, el vidente.

 

Hermoso tríptico poético, que espera que una editorial lo publique.

 

Una antología de este libro, acaba de ser publicada por la Colección de Poesía Escala de Jacob, de la Facultad de Humanidades de Univalle, que dirige el poeta Horacio Benavides.

fabiomar@univalle.edu.co

 

SUBIR

© 2008 por Agencia de NoticiasLiterarias.com

Reservados todos los derechos